EL ESPINAZO DEL DIABLO (2001) dir. Guillermo del Toro

16 Dec

¿Qué es un fantasma?

Un evento terrible condenado a repetirse una y otra vez…

Después de más de un año de hablar de humanos y sólo humanos (tal vez hemos mencionado uno que otro robot y algunos zombies) caí en cuenta de que este blog está hecho para un fantasma y como a todos nosotros a él le debe interesar sentirse reflejado en una pantalla. Es un verdadero placer hablar por primera vez de fantasmas con El Fantasma de la Tolva y mucho más si es sobre una película como El espinazo del diablo.

Afiche con el poco atractivo nombre de la película en inglés

Afiche con el poco atractivo nombre de la película en inglés

Para empezar a hablar sobre El espinazo del diablo hay que empezar a hablar sobre el nombre. Este título es para mí de mucha recordación porque evoca la columna vertebral de la personificación del mal, o sea de esa parte del cuerpo que permite que este ser lleve a cabo todos sus malévolos designios. Pero sobre todo me encanta que se utilice la palabra más española para designar a esta parte del cuerpo, espinazo, así como cuando se habla de cuchuco de espinazo sé que estoy cerca de casa, cuando escuché el nombre de esta película y sin que me llegara otra información sobre ella supe que me encontraba ante algo muy hispano y por ende algo muy cercano a mí. No me equivoqué, la película es de suspenso y fue dirigida por el mexicano Guillermo del Toro y producida por el español Pedro Almodóvar. Como película española que se respete, se ubica en la época del franquismo, que es para los españoles un tema tan recurrente como el de la Segunda Guerra Mundial para los gringos. Sin embargo esta es una película de del Toro que sabe crear situaciones siempre maravillosas que son un deleite para ver. La historia sucede en orfanato en medio del campo, a horas de distancia del pueblo más cercano, en donde además de cuidar a los huérfanos de los combatientes comunistas se atesoran unos lingotes de oro de los mismos rebeldes. A ese lugar llega un nuevo huérfano, Carlos, que se encuentra con que en el patio hay una bomba que cayó de un avión y nunca explotó, que el mismo día en que cayó la bomba uno de los niños desapareció sin dejar huella y que además el lugar parece estar habitado por un fantasma por el lugar. Además de los niños, en el lugar hay gente que los cuida siendo los más importantes la directora, el médico y una pareja de mancebos que fueron también criados ahí. Poco a poco los niños descubrirán por qué desapareció su compañero y por qué el fantasma no los deja en paz y la bomba quedará como símbolo de una explosión inminente.

Creo que el gran acierto de El espinazo del diablo es lograr que desde la perspectiva de los niños todas las cosas fantásticas parezcan totalmente naturales. Del Toro es como un niño grande que siempre está construyendo mundos fantásticos que a la final hacen más bonito el mundo real. Y sí, los fantasmas están ahí así la mayoría los niegue y prueba de ello es este blog. Fantasma, espero honrar lo a usted con esta pequeña historia sobre fantasmas.

Advertisements

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: